jueves, 1 de agosto de 2013

La última vez que se escuchó una voz humana

Mil años después de la extinción del último humano, una casa fue descubierta. Lo importante no era eso, sino que contenía la única evidencia de la voz humana grabada para ese entonces. Habían hallado libros, y por eso los arqueólogos conocieron los lenguajes humanos, pero no grabaciones porque estaban en discos de materiales perecederos, o se borraron durante una tormenta electromagnética. Junto a la grabación, un aparato para reproducirla, que funcionaba con una corriente moderada de electricidad.

Esperaron a que hubiera un grupo de historiadores y especialistas en los lenguajes humanos, ya extintos, para que lo tradujeran. Pensaban que posiblemente sería una canción antigua, de esas que se describían como muy bellas... O posiblemente una de esas voces privilegiadas que cantaban ante reyes y emperadores.

Después de horas ensamblando el aparato, pudieron escuchar lo único sobreviviente que alguna vez habló alguien de aquella raza cuyo esplendor duró milenios, una voz aguda que decía:

"Se coompraaan... Coolchooonees, tambooores, refrigeradoooreeees, estuuufaaas, lavadooooras, microooooooondas, o algo de FIERRO VIEJO QUE VENDAAAAAN..." 

Fin de la grabación.